Cómo redactar (bien) un artículo para tu blog. Las palabras clave.

Con la cantidad de nuevos posts que cada día se publican en Internet, hacerse ver es una tarea difícil. ¿Qué es lo que nos va a poner en primera línea a nosotros y no a otros blogueros?

Si has estado alguna vez en una biblioteca, ya conoces la respuesta. La forma más sencilla y eficaz que hemos encontrado para organizar toda la información disponible en ellas es el orden, ya sea alfabético, por materias, por autores, por temáticas… Tu blog debería seguir ese mismo modelo. Piensa que los buscadores, desde hace varios años, ya tienen la función del autocompletado. Es decir, según tecleas las palabras, el algoritmo del buscador se adelanta a ti y te ofrece las búsquedas más comunes relacionadas con lo que estás escribiendo.

Si, por ejemplo, tecleas ele, puede que el sistema interprete que buscas elecciones, y empezará a preparar los resultados de búsqueda. Muchas veces acierta, y es imprescindible que prepares tus artículos para que estén en los primeros puestos de las búsquedas de otros usuarios.

¿Qué debes hacer? Existen varios pasos que no te conviene saltar, y en este artículo y los que le seguirán, los trataremos uno por uno. Empezaremos por las palabras clave.

Una palabra clave es un término que la gente utiliza con más frecuencia que otros para buscar información. Palabras clave son, por ejemplo, marketing, ingresos, fútbol, tiempo. Los buscadores leen todos tus textos buscando este tipo de palabras, porque son las que les ayudan a clasificar (indexar) tu artículo, así que, a un mejor uso e inserción de esas palabras, más posibilidades tienes de que te vean.

No obstante, ten cuidado con su uso, porque los algoritmos trabajan en términos de densidad sobre un total de cien palabras. Si intentas poner demasiadas veces un mismo término, el buscador puede interpretar que quieres hacer trampa, y te eliminará de su lista.

Para encontrar las palabras clave más usadas en relación con el tema sobre el que escribes, te recomiendo que utilices Google Adwords Keyword Tool. Esta herramienta trabaja con tres parámetros principales:

  1. Número de búsquedas, generalmente mensuales. A más búsquedas, más interés, pero también más dificultades en hacerse ver.
  2. Competencia. Ve con tu lista de palabras clave a Google y haz una búsqueda. El número de resultados que arroje será el de tus potenciales competidores. A más resultados, más competencia, y a la inversa, a menos resultados, menos competencia, y más posibilidades de aparecer en un lugar destacado.
  3. Rentabilidad. Aparte de la búsqueda pura y dura, hay mucha gente que se anuncia a través de Google, y algunos de esos anunciantes aparecen en tus resultados de búsqueda. Lo hacen en la parte superior de la página y en el lateral, y un pequeño sombreado de fondo les delata. Si haces una búsqueda cualquiera y aparecen anuncios además de los resultados orgánicos, eso quiere decir que alguien cree que vale la pena pagar para que se le vea.

Con estos tres factores, tu interés ha de centrarse en conseguir palabras clave que tengan muchas búsquedaspoca competencia y una buena rentabilidad. Esas palabras clave deberían estar en tus artículos en una proporción, medida respecto del baremo de cien palabras que comentábamos antes, de entre un uno y un tres por ciento. Este porcentaje incluye tanto las palabras clave cortas (una combinación de hasta tres palabras juntas) como las largas (una combinación de cuatro o más).

Haz la prueba y dinos qué tal te va.

Andres Castro

ANDRÉS CASTRO

Escritor especializado en temas de marketing y emprendeduría. Colabora en Kenaria en la sección “Siguiente nivel

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: