Gana el juego del dinero (4): la influencia social

A todos nos gusta soñar qué haríamos si pasásemos de ganar unos cientos de euros a un millón. Es algo difícil de ver, pero no tanto conseguir un ascenso laboral y el lógico aumento de sueldo. ¿Vas a seguir teniendo el mismo coche o la misma casa? Habrá quien diga que te mereces un buen co­che, o una casa más grande, o ambas cosas, pero ¿de verdad lo quieres? ¿O lo haces sólo porque es lo que hace todo el mundo?

Esto es la influencia social: una serie de convenciones sobre lo que debemos hacer y lo que no, y que nos afecta a todos. Incluido tú. Es capaz de hacerte seguir caminos que no te has planteado si de verdad quieres, e incluso de llevarte por ellos aunque no quieras. Sin ir más lejos, el ascenso y la mejora de sueldo que te acabo de comentar.

Si lo ves con ojos de oveja social, una vez instalado en tu nuevo estatus, lo siguiente debería ser cambiar de casa, de coche, irte de vacaciones al otro lado del charco, o todo a la vez. Da igual que tengas que ir ahogado económicamente todo el año.

Si no haces esto, la gente creerá que eres un tacaño, o peor aún: que no tienes ese puesto que dices que tienes, o que no ganas lo que dices que ganas, o ambas cosas a la vez.

Si tu objetivo es llevar este tren de vida, no hay nada que decir. El conflicto viene cuando no es así. Pregúntate qué deseas de verdad. Si es una casa mejor, adelante. Si prefieres dar la vuelta al mundo en moto, tacha lo demás de la lista, diga la gente lo que diga.

Si te sientes inseguro, el poder de la influencia social será mayor, y harás gastos que no deseas, como una cena o una compra impulsiva, que se rige por el viejo mecanismo de la recompensa y genera un efecto dopante sobre nuestra autoestima. Así, compras cosas que luego no usas, y te sientes culpable. Esto baja tu autoestima y, por el efecto balancín, la influencia social sube. Y el ciclo se repite. Para evitarlo, tienes que seguir un patrón de consumo consciente. Si gastas un euro, has de saber en qué te lo gastas, cuándo, y qué quieres obtener con eso. Así de sencillo. O de difícil.

Esto es sólo parte de un proyecto mucho más grande, titulado Gana el juego del dinero, y en el que Israel Pardo y yo enseñamos cómo gestionar las finanzas personales y hacer crecer tu dinero. No hay atajos para conseguirlo, pero con nuestra ayuda te será más fácil llegar. Entra aquí para conseguirlo.

 

 

SIMÓN CASAS

Fundador del sitio web Kenaria, donde comparte su experiencia como escritor y ayuda a otras personas a dar forma a sus historias. Su último libro, co-escrito con el coach financiero Israel Pardo, se titula “Gana el juego del dinero”.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: