Paraíso

Fue extraño amarla,
saber que ambos se aferraron a un imposible,
que las cartas estaban marcadas de antemano,
que, a pesar de ello, la casa seguía en pie.
Que nada era más fuerte que la ilusión,
que ver sonreír los ojos amados
o acariciar su piel infantil,
que olvidar el mundo y el sentido común
y dejar el éxtasis invadir los sentidos.

Fue extraño maldecir el tiempo,
las realizaciones personales,
la caricia de su voz a medianoche.
Fue extraño morderse los labios,
sonreír por los besos perdidos delante de todos,
helar el suave calor de los rincones que siguen acogiendo al hombre.

Gracias a LA mujer, el hombre abandonó sus muletas.
Volvió a caminar con paso firme por SU vida,
la que sólo él puede vivir.
Aprendió el verdadero significado del amor,
lo entendió todo como una sola cosa,
y justo cuando comienza a disfrutarlo
le dicen que ha de abandonar.

Quién quiere irse del paraíso una vez que ha entrado

 

SIMÓN CASAS

Fundador del sitio web Kenaria, donde comparte su experiencia como escritor y ayuda a otras personas a dar forma a sus historias. Su último libro, co-escrito con el coach financiero Israel Pardo, se titula “Gana el juego del dinero”.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: